ANIMALES MARINOS VENENOSOS

El veneno es una de las armas más mortíferas que poseen los animales, por supuesto algunos animales lo han desarrollado como estrategia de defensa y/o para atacar a sus presas. Hay que tener en cuenta que la producción de veneno supone un alto coste para éstos.

En el medio marino existen varias especies que poseen esa cualidad, a continuación, se muestran algunas de ellas:

  • Dentro de las medusas, y considerado por muchos como el animal más venenoso del mundo, se encuentra la avispa marina (Chironex fleckeri). Esta medusa es un animal pequeño (entre 10 y 20 centímetros), traslúcido, que brilla en la oscuridad y que tiene 60 tentáculos que pueden alcanzar los 80 centímetros de longitud.

Fuente: https://www.medusas.org/

 

  • También hay serpientes en el mar y la serpiente marina de pico, o Enhydrina schistosa, es la más mortífera de todas las que existen. Posee una cola aplanada como de paleta para nadar, así como fosas nasales con válvulas que pueden cerrarse cuando la serpiente está bajo el agua. Puede llegar a medir hasta 140 cm.

Fuente: https://www.bbc.com/mundo/noticias/2014/05/140519_respuestas_curiosos_24may_finde_yv

  • Otro animal, el pulpo de anillos azules (Hapalochlaena sp.) es el cefalópodo más venenoso conocido hasta el momento, incluso supone un peligro para los humanos, ya que se estima que un único ejemplar posee un veneno capaz de matar a 20 personas, y del cual no existe antídoto.

Fuente: https://www.animalesextremos.com/

  • Los caracoles también tienen su protagonista venenoso. Los conos son un tipo de moluscos que poseen un arpón que puede ser proyectado con veneno afectando de manera fulminante a la víctima. Hay que tener en cuenta que no ocurre con todas las especies de conos, el representante más venenoso es Conus geographus se ha comprobado que uno de los ingredientes de su veneno es una hormona tan común como la insulina.

Fuente: Wikimedia Commons.

  • El pez piedra (Synanceia horrida), junto con los peces globo, son uno de los peces más venenosos del mundo marino. Originarios del Indo-Pacífico, estos maestros del camuflaje son depredadores de emboscada bentónica, lo que significa que se esconden en el fondo y esperan a que su presa venga a ellos. Posee 13 espinas dorsales, cada una equipada con dos sacos de veneno y lo suficientemente rígidos como para penetrar las suelas de las botas. La víctima sentirá un dolor intenso, shock y muerte localizada del tejido. Afortunadamente, el veneno es tratable.

Fuente: https://reinoanimalia.fandom.com/

Si quieres aprender más sobre el medio marino, apúntate al curso “Especialista en Estudios del Medio Marino” de Escuela de Ingeniería y Medio Ambiente. Puedes ponerte en contacto con nosotros a través de info@eimaformacion.com o llámanos al 911 302 085.