En sectores como en el de la exploración minera y la industria metalúrgica está bastante extendido el uso de analizadores portátiles de Fluorescencia de Rayos X. Estos manejables aparatos ofrecen en tiempo real lecturas de las concentraciones de la mayor parte de los elementos químicos tras unos segundos de exposición de la muestra.

Recientemente, un nuevo tipo de analizador portátil se está abriendo paso en el campo de la prospección geoquímica. Se trata de un analizador basado en las técnicas de Espectroscopía de Láser de Ablación o LIBS (Laser-Inductively Breakdown Spectroscopy) que ha demostrado una gran precisión para el análisis geoquímico, principalmente de los elementos ligeros (H, O, N, C, Li, B, Be, Na, Mg, Si). Esta técnica se basa en la emisión de un potente haz de luz que genera un microplasma de alta temperatura. La intensidad de los fotones emitidos durante este proceso de pirólisis es registrada por un espectrómetro.

Aunque el LIBS tiene un amplio espectro de análisis y puede ofrecer valores de concentración incluso para metales pesados, es recomendable, para los elementos medios y pesados validar los resultados mediante la combinación de esta técnica con otras como la espectroscopía Raman y/o la Fluorescencia de Rayos X, sensores que pueden ir acoplados en el mismo aparato. El mundo de las técnicas analíticas incorpora frecuentes novedades tanto en técnicas nuevas como nuevas aplicaciones de técnicas ya conocidas.

Si quieres dominar de forma integral todas las fases de la prospección geoquímica desde sus bases teóricas hasta la planificación de las campañas de campo, así como la elección del instrumental y las técnicas de muestreo, la elección de los análisis químicos y la interpretación y representación de los resultados tanto estadísticamente como en forma de mapas, puedes matricularte en el curso de Geoquímica para la Exploración Geológica y Minera. Puedes ponerte en contacto con nosotros a través de info@eimaformacion.com o llamarnos al 911 302 085.