ÁRBOLES Y ARBUSTOS URBANOS

Las ciudades tienen una gran variedad de especies vegetales con una alta tolerancia a las diferentes condiciones adversas. En esta entrada de Blog, te mostramos algunas de las especies más comunes de las ciudades españolas.

Las ciudades tienen una gran variedad de especies vegetales con una alta tolerancia a las diferentes condiciones adversas.

A continuación, te mostramos algunas de las especies más comunes de las ciudades españolas y sus propiedades:

  • Ciprés común (Cupressus sempervirens) (Foto 1).

Pertenece a la familia de las Cupresáceas. Es originario del este Mediterráneo, extendiéndose por toda nuestra península. Es un árbol muy longevo, con una gran altura (entre 20 y 30 metros).

  • Tamarisco francés (Tamarix gallica) (Foto 2).

Se trata de un arbusto de pequeño tamaño perteneciente a la familia de las Tamaricáceas. Tiene las hojas pequeñas y ramas difíciles de romper, se trata de un arbusto muy flexible. Suele crecer en suelos salinos cercanos a masas de aguas, como pueden ser ríos o lagos.

  • Abeto blanco (Abies alba) (Foto 3).

Esta especie vegetal también es conocida por el nombre de abeto común. Este gran árbol pertenece a la familia de las Pináceas y es originaria de las regiones montañosas de Europa. Debido a que aguanta muy bien el frío, se suele plantar en los parques de las ciudades.

  • Enebro (Juniperus communis) (Foto 4).

Esta especie leñosa pertenece a la familia de las Cupresáceas. Al ser de pequeño tamaño, es utilizada para la decoración de parques y jardines.

  • Tejo (Taxus baccata) (Foto 5).

El tejo es una especie originaria de Europa. Esta gimnosperma pertenece a la familia de las Taxáceas, una familia que proviene del Jurásico. Se trata de una especie muy antigua y con poca representación por el mundo, exceptuando en nuestro continente.

  • Pino resinero (Pinus pinaster) (Foto 6).

Este pino se localiza en lugares con una altura menor de 800 metros del nivel del mar. Es muy común en países como España, Francia o Marruecos. Se puede observar en los parques y jardines más comunes de las ciudades. Se diferencia de los demás pinos por la disposición de sus piñas.

  • Calistemon llorón (Callistemon viminalis) (Foto 7).

Esta especie es nativa de Australia, donde se localiza cercana a los ríos. En España, se utiliza en forma de decoración, ya que sus espigas florales son muy vistosas.

  • Adelfa (Nerium oleander) (Foto 8).

Perteneciente a la familia Apocynaceae y se observa en la gran mayoría de parques, ya que el color vistoso de sus flores es un buen decorativo para estas zonas verdes. Se considera una planta con una alta toxicidad.

  • Sauce blanco (Salix alba) (Foto 9).

El sauce blanco pertenece a la familia de las Salicáceas. Estas plantas ornamentales suelen sufrir diversas enfermedades, teniendo una vida cada vez más corta.

  • Castaño (Castanea sativa) (Foto 10).

Esta especie vegetal pertenece a la familia de las Fagáceas. El castaño tiene un crecimiento rápido, sobre todo cuando se encuentra en lugares frescos con suelos profundos. Es común en nuestro país debido a que los romanos la cultivaban en esta zona.

  • Haya común (Fagus sylvatica) (Foto 11).

Al igual que el anterior, la haya es de la familia de las Fagáceas. Se trata de un árbol robusto que se extiende por la parte norte de España.

  • Olivo (Olea europaea) (Foto 12).

Pertenece a la familia de las Oleáceas. Se trata de una especie adaptada al clima mediterráneo, por lo que se extiende, en su mayoría, por el sur del país. Es indiferente al tipo de suelo en donde se plante, pero siempre tiene que ser en solana.

arboles y aburstos